Buscar este blog

viernes, 28 de septiembre de 2012

EL GUERRERO DEL ANTIFAZ (Valenciana, 1944)











Editorial: Valenciana
Año: 1944
Ejemplares:  668
Dibujos:  Manuel Gago, Matías Alonso
Guión:  Manuel Gago y Pedro Quesada
Tamaño:  17 x 24 cm.
Páginas:  16 y 10 + cubiertas
Precio:  75 cts. 1, 1,25, 1,50, 1,75 y 2 pts.


Si hay que señalar una colección paradigmática del tebeo de acción esa es sin duda El Guerrero del Antifaz; pura esencia del folletín más trepidante y de la novela de aventuras decimonónica.
Su creador, Manuel Gago, está considerado el autor más activo de cuantos se dieron cita en el cuadernillo español de posguerra; el padre de la hoy denominada “escuela valenciana”, si es que se puede llamar así a la gran eclosión de autores y obras que se dieron en la zona levantina entre 1940 y 1960. 
El dinamismo narrativo de El Guerrero del Antifaz, pleno de acción e intrigas, acabaría marcando tendencia y poniendo de moda la fórmula del continuará. Ello provocó la aparición de una gran cantidad de autores que entre 1944 y 1960 trataron de emular el éxito de la cabecera.
Según algunos estudiosos del medio, la idea del personaje nace de un cuaderno monográfico, de procedencia italiana, publicado por Hispano Americana en 1942. Narraba las aventuras de un caballero cristiano durante las Cruzadas: Lorenzo de Sobrarbe, un valeroso noble español que respondiendo a la llamada del Papa Urbano II a participar de las Cruzadas, se ve envuelto en una trama que acaba con su expulsión de las mismas. Lorenzo continuará su lucha contra los musulmanes, confiando en que llegue el día en que se haga justicia. Con su rostro oculto por una capucha, causará estragos en el campo de batalla y su figura será temida y admirada bajo el nombre de El Cruzado Negro.



El Cruzado Negro
Cuaderno publicado por Hispano Americana en 1942
dentro de la serie extra de Las Grandes Aventuras 
Otras fuentes apunta como antecedente del personaje la novela Los Cien Caballeros de Isabel la Católica, de Rafael Pérez y Pérez. Pero sobre esta novela y la influencia que ejerció sobre Gago se ha escrito ya lo suficiente como para no insistir más aquí.

Los cien caballeros de Isabel la Católica
Novela de Rafael Pérez y Pérez

Sea como fuere, lo cierto es que la verdadera antesala de El Guerrero de Antifaz tuvo lugar en un cuaderno monográfico de la multiserie Selección Aventurera (Valenciana, 1940) titulado El Juramento Sagrado y publicado hacia 1943. Aquí el protagonista era un cristiano enmascarado –luego se sabrá que es enmascarada— que intenta dar muerte al asesino de su padre, un tal Alí. Y como telón de fondo la conquista de Granada por los Reyes Católicos.


El Juramento Sagrado, antesala de El Guerrero del Antifaz.
Cuaderno publicado hacia 1943 en la colección
Selección Aventurera (Valenciana, 1940)
El 24 de octubre de 1944 aparece por vez primera en los quioscos el personaje llamado a romper todas las previsiones de Valenciana. Ya desde los primeros números se adivina que la colección puede prosperar de lo lindo a poco que se la mime. Y Manuel Gago la mima a base de ingredientes que pronto conseguirán que sea percibida como una colección admirable: drama, acción, amores posibles e imposibles, malvados insuperables, etc. Todo ello dentro de un marco o trama seudo histórica que gira alrededor de un personaje enmascarado que, a medida que la colección avanza, adquiere una grandeza narrativa y fuerza escénica desconocida en el medio.
Cuaderno núm. 2. Primera edición

Semana tras semana se incorporan a la colección nuevos lectores, lo que obliga a la editorial a reeditar una y otra vez los primeros cuadernos. La evidencia del fervor popular que alcanza el personaje se pone de manifiesto en las cercanías de quioscos y librerías de toda España, donde decenas de personas esperan durante horas la llegada del último cuaderno con el deseo de que en él acaben las fechorías de Ali Kan, el malvado más odiado del tebeo español. 
Manuel Gago no sólo creó un personaje incomparable, también supo condimentarlo con excelentes secundarios, una galería de coprotagonistas que desfilaron por la serie compitiendo en magnetismo y aceptación popular con el héroe enmascarado: Ana María, Fernando, Don Luís (Conde de los Picos), Zoraida, El Pirata Negro, Olián , Los Hermanos Kir…, y, como antes referíamos, el más despreciable de los villanos que haya habitado jamás una viñeta: Alí Kan.
Dibujo de Agencia, original inédito de Matías Alonso


La habilidad de Gago en la narración del continuará para dejar lector literalmente enganchado una o vez y otra también fue admirable. Desavenencias con Valenciana propiciaron que el autor abandonara temporalmente la serie, que pasó a manos de Matías Alonso durante el tiempo que duró el desencuentro. La enorme popularidad del personaje provocó la edición de varios álbumes de cromos y figuras troqueladas. Sin duda uno de los tres grandes hitos del tebeo patrio.     
Cuadernos núm. 1 y 49, en los que se aprecia 
la evolución del autor


7 comentarios:

  1. Magníficos datos los que aportas, Paco.
    En cuanto al Guerrero, qué decir no se haya dicho mil veces, ¡que es una serie emblemática donde las haya!
    Nunca daremos suficientemente las gracias a Manuel Gago por todo lo que nos ha hecho disfrutar.

    Abrazos.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Muchas gracias, Jesús, por estar ahí siempre, un abrazo

      Eliminar
  2. Muchas gracias por el estudio y, sobre todo, por esa viñeta inédita de Matias Alonso.

    ResponderEliminar
  3. Gracias a ti, Corsario, por visitar en el blog. Felicidades también por la labor que llevas a cabo. Saludos

    ResponderEliminar
  4. Es difícil crear una galería de personajes con tanta fuerza. De todos, siempre me atrajeron,especialmente, Los Kir y El Pirata Negro, quizás fuera porque en mi calle todos mis amigos querían ser el Guerrero o Don Luis (nadie se metía en la piel de don Rodolfo, claro); y es que estaba la dulce Ana María por medio, y en qué corral de vecinos no había una "Ana María" adolescente y con tirabuzones... Así que, tan solicitada la condesita, me revestía de cualquiera de los hermanos Kir o de uno de los piratas más atrayente de la tebeística nacional, el Pirata Negro. Y buscaba entre las niñas del colegio a una que se pareciera a Zoraida.
    Cuánto nos hicieron soñar Gago y su Guerrero, Paco.

    ResponderEliminar
  5. Hola a todos:
    En primer lugar, agradecer la información y el trabajo que desarrolláis. Tengo que vender colecciones mías antiguas de cómics y libros y no sé si alguien estaría interesado porque no quiero que acaben en "malas" manos. A raíz de este hilo del blog, quizá pudiera interesar a alguno la colección completa de El Guerrero del Antifaz (la primera reedición en color: 1-343 (1972-1978) y "Las Nuevas Aventuras del Guerrero del Antifaz: 1-110 (1979-1981)", ambas colecciones encuadernadas en piel ( son de cuando yo era crío y entonces se hacía "esto"). Están en buen estado. Soy un particular. Mi email es vendomaravillas@hotmail.com.
    Si el autor/controlador del blog o los mismos usuarios no dan su permiso para este post ( desconozco las normas del blog), por favor borradlo y pido perdón por el mismo.
    Gracias y un saludo
    Javier

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola, Javier, siento no poder ayudarte mucho. Las ediciones que comentas del Guerrero ya las tengo. Si lo que deseas es venderlas, puedes hacerlo en un portal de compra venta. Te adjunto el link de los dos más importantes.

      http://www.todocoleccion.net/
      http://www.ebay.es/

      Saludos

      Eliminar